[vc_row][vc_column][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column width=»1/3″][/vc_column][vc_column width=»1/3″][icon icon_upload=»7730″ title=»Página en Construcción» title_size=»» content_size=»»][/icon][/vc_column][vc_column width=»1/3″][/vc_column][/vc_row]

Oposicionista.png

«No quiero… ¡No! Eso tampoco.!!»
«¡Tráeme eso! ‘Házlo tú, no quiero no quiero»
«No tengo hambre. No tengo sueño, no quiero nada! ¡Nooooo!»

¿Conoces el Trastorno Oposicionista Desafiante? (TOD)
También llamado trastorno negativista-desafiante. Es una afectación conductual que se presenta desde la infancia y puede mantenerse hasta la adolescencia. Se caracteriza por tener un patrón de conductas desafiantes y hostiles.

¿Cuáles son sus principales síntomas?

  • Estado de ánimo constantemente irritable: el niño pierde la paciencia fácilmente y con frecuencia, suele ser muy sensible y se irrita con los demás, se enoja o tiene un constante estado emocional de resentimiento,
  • Comportamiento desafiante, generador de «conflictos»:  A menudo discute con adultos o con personas de autoridad. Suele desafiar a otros de forma activa o se niega a cumplir peticiones o las reglas de los adultos. Puede hacer enojar o molestar intencionalmente a los demás. Puede culpar a otras personas de sus errores o de su mala conducta.
  • Comportamiento hiriente o vengativo: Cuando esta alterado, puede decir cosas crueles o hirientes, intenta buscar «venganza» al estar en un estado emocional constante de recelo o resentimiento.

Esta manifestación de síntomas ocurre directamente con personas cercanas al niño. Iniciará generalmente con los padres y si no se trabaja o pesquisa a tiempo, puede generalizarse hacia otros contextos como la escuela.

Los síntomas de «mala conducta» además se diferencian notoriamente de otros niños de la misma edad y de su mismo contexto sociocultural. Es decir, en un ambiente social se identificará que estos comportamientos son «exagerados» para su edad.

Su prevalencia estimada del 3,3%, según DSM-V. Pero en en casos de niños con Trastorno de Déficit atencional con Hiperactividad (TDAH) se puede dar entre un 30 al 50%. Es decir, podemos tener un niño con TDAH y TOD.

¿Cómo se trata el TOD?
Es una patología de la interacción. ¿Qué significa? que la dinámica familiar y el manejo correcto de dichas conductas será indispensable para su abordaje. Todas las interacciones tienen que fluir de manera armoniosa y de forma constante. Establecer límites de forma adecuada, aprender a ceder, llegar a acuerdos. Generar contención emocional sin llegar a «premiar» comportamientos adecuados. ¿Es posible? ¡Sí! ¿Es fácil? No. El TOD puede ser muy desgastante a nivel familiar y de crianza, por lo que se requiere acompañamiento terapéutico para su intervención.

Creo que mi hijo/a tiene Trastorno Oposicionista Desafiante. ¿Qué debo hacer?
Según la edad de tu hijo, tienes dos opciones: Consultar con un Neurólogo o Psiquiatra Infanto-Juvenil. Si tu hijo está en etapa pre-escolar (3 a 5 años) recomendamos neurólogo. Los especialistas médicos te acompañarán para un proceso diagnóstico y recomendaciones generales.
A nivel de terapia, una terapia sistémica-familiar e interdisciplinaria siempre es la mejor opción. Acá te recomendamos terapia Psicológica y Terapia Ocupacional. ¿Con quién partir?  Psicólogo siempre será una excelente opción. En caso que tengamos niños con altos niveles de impulsividad física, desorganización de la conducta e inmadurez de juego, el Terapeuta Ocupacional te puede ayudar. Sin embargo, cada caso debe analizarse de forma individual. Para saber con qué terapeuta partir, puedes escribirnos y consultar. Intentaremos guiarte en este proceso.

¿Crees que esta información te fue útil? ¡Recuerda compartir!
Atte.
Equipo Jugar y Crecer


Familia-2.png

Consejos para explicar el autismo a familiares y amigos cercanos y ayudarlos a convertirse en aliados efectivos

Si recientemente has recibido el diagnóstico de autismo, compartir el diagnóstico con sus seres más cercanos puede convertirse en proceso personal y delicado.

Actualmente, hay demasiada información respecto a lo que es el autismo, pero al mismo tiempo hay mucha desinformación.
Los integrantes de su familiar pueden tener una escasa información respecto al tema o una información errónea muy influenciada estereotipias del autismo que puede que se aleje de la realidad de lo que presenta su hijo o hija.

En otras ocasiones, se observa que familiares presentan una resistencia o negación ante el diagnóstico. Es frecuente que los familiares tomen una actitud de juzgar, diciendo que usted puede estar exagerando o que se está en un error con un diagnóstico cuando son muy pequeños.

Lo cierto es que, si han pasado por un proceso de evaluación, es porque está claro que tu hijo no se está desarrollando de la forma esperada, o presentando desafíos en algunos aspectos importantes en el desarrollo psicomotor. Debemos considerar que las dificultades no sean tan claras para todos los miembros de su familia. Sin embargo, usted necesita generar una red de apoyo, donde los familiares cercanos sean sus principales aliados. Por lo tanto, es parte de nuestra responsabilidad compartir información e intentar incluirlos en su equipo.

Para poder generar esta conversación, la cual puede ser difícil o muy emocional, compartimos los siguientes consejos:

• Enfóquese en los comportamientos
Usar conductas que podrían haber notado es una forma de empezar a explicar qué es el autismo y por qué se le diagnosticó a su hijo. De esta manera, si se entiende que hay algo diferente con su hijo, y que estas conductas no son voluntarias, entonces podemos generar oportunidades para generar una discusión más amplia sobre lo que es el autismo.
Por ejemplo, si su hijo no hace contacto visual y tiene dificultades para relacionarse con otros niños, puede explicarles que no es que, porque sea tímido o grosero, sino que esos son síntomas de su autismo. De la misma manera, si tiene crisis cuando visita a los familiares, puede ser porque le cuesta mucho manejar los cambios en la rutina, otra cosa común en los niños autistas

• Explique lo básico del autismo
Los comportamientos asociados con el autismo presentan dos características:
1. Dificultades en habilidades sociales: las personas dentro del espectro, presentan dificultades para comprender normar sociales, dificultades para leer las señales no verbales (como las expresiones faciales y el contacto visual) y una tendencia a evitar la interacción social. Pueden tener problemas con el habla y no entender cómo comportarse en diferentes situaciones sociales.
2. Comportamientos e intereses restringidos o repetitivos: fenómenos motores repetitivos, como las estereotipias (aleteos, andar en puntillas muecas faciales, etc.), intereses reducidos o absorbentes (trenes, dinosaurios, hablar solo de su película favorita, etc.), compulsiones, conductas problemáticas, depender de la rutina y rituales (como comer las mismas cosas o querer mantener el mismo horario o la misma rutina).

• Explicar las «bases» del autismo
Aquí están las principales cosas que querrá abordar:
• El autismo es un trastorno del neurodesarrollo
• Es de por vida, por tanto, no se considera una enfermedad, sino que una condición.
• Sabemos que no es consecuencia de las vacunas
• No es causado por una mala crianza

• Su hijo puede no encajar en la imagen que tienen del autismo
Es importante mencionar que el estamos bajo un concepto de “espectro de conductas” donde cada persona autista es diferente en relación a su aparición, gravedad, tipos de síntomas. Por ejemplo, algunos son no verbales y otros son hiperverbales: hablan sin parar, aunque no participan muy bien en la dinámica de una conversación (en donde unos hablan y otros participan o responden).

• Explique cómo el diagnóstico ayudará a su hijo
Existe mucha preocupación al momento de recibir el diagnostico, por generar un estigma social que provoca que etiqueten a los niños de manera negativa, dañando las oportunidades de sociabilizar y su autoestima.
Obtener un diagnóstico, puede ser un alivio para muchas familias, al entender que muchas debilidades y fortalezas tienen un nombre y una explicación clara a los comportamientos de sus hijos. Además, presentar un diagnostico significa la identificación de las ayudas oportunidad de terapias y diferentes servicios. Tener un diagnóstico también significa que la familia genera las instancias para recibir terapias y servicios necesarios para apoyar las dificultades y apuntar hacia la adaptación social.

• Anticipe reacciones difíciles
Los miembros de la familia pueden tener diferentes reacciones al oír el diagnóstico de un niño. A veces es un alivio porque hay una explicación para las cosas que son complicadas. Los familiares también pueden sentirse tristes o abrumados. Es normal experimentar una variedad de emociones. También pueden rechazar el diagnóstico, lo que puede hacer que usted y su familia se sientan muy heridos y aislados.
Genere situaciones donde los miembros de su familia expresen sus sentimientos, destaque los diferentes apoyos que está recibiendo para los beneficios de su hijo o hija, como los servicios de fonoaudiología, terapia ocupacional, neurología, psicología, equipo docente, etc. Asimismo, exprese lo importantes que son ellos para usted y para su hijo, así que esperan que los apoyen.

• Solicite ayuda a especialistas en caso de ser necesario
En casos que la familia no parezca progresar frente al diagnóstico, y usted está actualmente atravesando por el proceso de valoración, puede ser una buena idea que sus familiares vayan a la sesión de retroalimentación de su equipo terapéutico y médico.

• Solicite ayuda especifica
Esto puede ser un alivio para usted y para la gente a la que se lo pide porque está en nuestra naturaleza querer ayudar a la familia y a los amigos, pero a veces no pedimos ayuda porque no estamos seguros de cómo hacerlo o porque tenemos miedo de traspasar los límites. Así que si usted quiere ayuda, solicítela.

• Hable con otros padres
No es fácil para los padres dar sentido a un nuevo diagnóstico; a veces pueden sentirse abrumados y solos. Estar en compañía de otros padres puede hacer que generes un espacio seguro para descargar emociones, compartir experiencias e intercambio de información para poder comprender de diferentes puntos el autismo. Generando una red de apoyo, te ayudará a sentirte fuerte en vez de solo y aislado. Es importante tener relaciones con personas que te entiendan.

Si necesitas mas guía o apoyo en el proceso, no dudes en escribirnos.


WhatsApp-Image-2023-04-12-at-11.54.58.jpeg

El trastorno del espectro autista (TEA) es un conjunto de trastornos del neurodesarrollo que se caracterizan por dificultades en la comunicación y en la interacción social, así como por patrones restrictivos y repetitivos de comportamiento. Aunque no hay cura para el TEA, el diagnóstico temprano y la intervención temprana pueden marcar una gran diferencia en el pronóstico y en la calidad de vida de los niños y sus familias.

Es importante que los padres, los profesionales de la salud y los educadores estén alerta a los signos de TEA en los niños menores de tres años. Algunos de los signos tempranos incluyen falta de respuesta a los estímulos sociales, dificultades en la comunicación, patrones restrictivos y repetitivos de comportamiento y desarrollo de habilidades motoras retrasado.

Si se sospecha que un niño tiene TEA, es importante que se realice una derivación temprana para una evaluación diagnóstica. La evaluación diagnóstica puede incluir pruebas de desarrollo, evaluación de habilidades comunicativas y sociales, y una evaluación médica completa. Cuanto antes se realice la evaluación diagnóstica, más pronto se podrá intervenir y ofrecer apoyo al niño y su familia.

Las intervenciones tempranas pueden incluir terapia fonoaudiológica, terapia ocupacional, terapia de comportamiento (psicología), siempre abordándolo a través del juego. Las intervenciones pueden ser adaptadas a las necesidades específicas de cada niño y pueden ayudar a mejorar la comunicación, la interacción social y el comportamiento.

En resumen, la derivación temprana de niños con sospecha de TEA es crucial para un diagnóstico y tratamiento temprano. Si usted sospecha que su hijo puede tener TEA o si es un profesional de la salud o educador y tiene preocupaciones acerca de un niño, no dude en buscar una evaluación diagnóstica. Recuerde que cuanto antes se intervenga, mayores serán las posibilidades de un mejor pronóstico y de una mejor calidad de vida para el niño y su familia.

¿Tienes dudas? Conversemos!


tressande-1200x600.png

Hoy, 2 de marzo de 2023, es un día MUY importante! Ya que fue promulgada la Ley TEA en Chile, por el presidente de Gobierno.

Es muy importante, que cada familia, profesional y cada integrante de la comunidad la lea y comprenda a totalidad, en orden de poder hacerla cumplir y hacer velar correctamente los derechos de las personas con TEA.
En Jugar y Crecer, sabemos que la información es poder, por tanto, para que no busques más! Te dejamos aquí el escrito del Proyecto de Ley aprobado y promulgado.

VALPARAÍSO, 26 de enero de 2023

A S.E. EL

PRESIDENTE

DE LA REPÚBLICA

Tengo a honra comunicar a V.E. que el Congreso Nacional ha dado su aprobación al proyecto de ley que establece la promoción de la inclusión, la atención integral y la protección de los derechos de las personas con trastorno del espectro autista en el ámbito social, de salud y de educación, correspondiente a los boletines números 14.310-35 y 14.549-35, refundidos, del siguiente tenor:

PROYECTO DE LEY

TÍTULO I

DISPOSICIONES GENERALES

Artículo 1.– Objeto. La presente ley tiene por objeto asegurar el derecho a la igualdad de oportunidades y resguardar la inclusión social de los niños, niñas, adolescentes y adultos con trastorno del espectro autista;  eliminar cualquier forma de discriminación; promover un abordaje integral de dichas personas en el ámbito social, de la salud y de la educación, y concientizar a la sociedad sobre esta temática. Lo anterior, sin perjuicio de los demás derechos, beneficios o garantías contempladas en otros cuerpos legales o normativos y en los tratados internacionales ratificados por Chile que se encuentren vigentes.

El trastorno de espectro autista es un neurotipo genérico, por tanto, los derechos contemplados en esta ley y en otros textos legales abarcarán todo el ciclo vital de las personas que lo presenten.

Artículo 2.- Conceptos. Para los efectos de esta ley se entenderá por:

a) Personas con trastorno del espectro autista. Se entenderá por personas con trastorno del espectro autista a aquellas que presentan una diferencia o diversidad en el neurodesarrollo típico, que se manifiesta en dificultades significativas en la iniciación, reciprocidad y mantención de la interacción y comunicación social al interactuar con los diferentes entornos, así como también en conductas o intereses restrictivos o repetitivos. El espectro de dificultad significativa en estas áreas es amplio y varía en cada persona.

El trastorno del espectro autista corresponde a una condición del neurodesarrollo, por lo que deberá contar con un diagnóstico.

Estas características constituyen algún grado de discapacidad cuando generan un impacto funcional significativo en la persona a nivel familiar, social, educativo, ocupacional o de otras áreas y que, al interactuar con diversas barreras presentes en el entorno, impida o restrinja su participación plena y efectiva en la sociedad, en igualdad de condiciones con las demás, lo que deberá ser calificado y certificado conforme a lo dispuesto en la ley N° 20.422, que establece normas sobre igualdad de oportunidades e inclusión social de personas con discapacidad.

b) Persona cuidadora de una persona con trastorno del espectro autista. Se entenderá por cuidador o cuidadora a quien proporcione asistencia o cuidado en los términos previstos por el artículo 5 quáter de la ley N° 20.584, que regula los derechos y deberes que tienen las personas en relación con acciones vinculadas a su atención en salud.

Artículo 3.- Principios. La aplicación de esta ley, en lo que se refiere a las personas con trastorno del espectro autista, deberá sujetarse al cumplimiento de los siguientes principios:

a) Trato digno. Deben recibir un trato digno y respetuoso en todo momento y en cualquier circunstancia. Deberá adoptarse un lenguaje claro y sencillo en las atenciones que se les brinden, y medidas necesarias para respetar y proteger su vida privada y su honra.

Quienes brinden atención al público deberán permitir que estas personas estén acompañadas por un familiar o cuidador, a quienes se les deberá otorgar un trato digno y respetuoso.

b) Autonomía progresiva. Todo niño, niña y adolescente ejercerá sus derechos conforme a la evolución de sus facultades, en atención a su edad, madurez y grado de desarrollo que manifieste, de conformidad con lo establecido en el artículo 11 de la ley N° 21.430, sobre garantías y protección integral de los derechos de la niñez y adolescencia. Para ello se considerará el grado de discapacidad que pueda tener y, en caso de ser necesario, que los padres o tutores legales sean responsables de estas decisiones de acuerdo con la situación individual de apoyos de ellos y que, en ningún caso, implique un desmedro en su autonomía e independencia.

c) Perspectiva de género. En la elaboración, ejecución y evaluación de las medidas que se adopten en relación con estas personas deberá considerarse la variable de género.

d) Intersectorialidad. Las acciones, prestaciones y servicios que podrán realizarse para la protección de los derechos de estas personas se desarrollarán de manera conjunta y coordinada por los diversos órganos del Estado, dentro de sus respectivos ámbitos de competencia.

e) Participación y diálogo social. Estas personas y sus organizaciones tendrán un rol activo en la elaboración, ejecución, seguimiento y evaluación de las políticas públicas que les conciernen.

f) Neurodiversidad. Las personas tienen una variabilidad natural en el funcionamiento cerebral y presentan diversas formas de sociabilidad, aprendizaje, atención, desarrollo emocional y conductual, y otras funciones neurocognitivas.

g) Detección temprana. Los actores que forman parte de la red de protección y tratamiento de estas personas deberán adoptar todas las medidas necesarias para diagnosticar, durante los primeros años de vida, si una persona tiene o no trastorno del espectro autista.

h) Seguimiento continuo. Una vez diagnosticada una persona con trastorno del espectro autista, existirá la obligación de parte de los actores que formen parte de la red de protección y tratamiento, en especial del Estado, de acompañarla durante las diferentes etapas de su vida, y proveer de soluciones adecuadas cuando sea necesario, tomando en consideración su grado de discapacidad.

Artículo 4.- Aplicación de la ley N° 20.422. Sin perjuicio de lo dispuesto en esta ley, a las personas con trastorno del espectro autista que cuenten con calificación y certificación de discapacidad de conformidad con la ley N° 20.422, que establece normas sobre igualdad de oportunidades e inclusión social de personas con discapacidad, también les serán aplicables las disposiciones contenidas en dicho cuerpo legal.

Artículo 5.– Legitimación activa. Sin perjuicio de las normas administrativas y penales, toda persona con trastorno del espectro autista directamente afectada por una acción u omisión que importe discriminación arbitraria, podrá interponer la acción prevista en el artículo 3° de la ley N° 20.609, que establece medidas contra la discriminación, a través de su representante legal o quien tenga de hecho su cuidado personal o educación, en la forma y condiciones contempladas en dicha ley. También podrá interponer esta acción cualquier persona, como un familiar, cuidador o cuidadora, cuando aquella se encuentre imposibilitada de ejercerla y carezca de representantes legales o personas que la tengan bajo su cuidado o educación, o cuando, aun teniéndolos, éstos se encuentren también impedidos de deducirla.

Toda persona con trastorno del espectro autista que cuente con la calificación y certificación de discapacidad a que se refiere la ley N° 20.422, que establece normas sobre igualdad de oportunidades e inclusión social de personas con discapacidad, y que sufra amenaza, perturbación o privación en el ejercicio de los derechos consagrados en la referida ley, podrá ejercer, por sí o por cualquiera a su nombre, tales como un familiar, cuidador o cuidadora, la acción prevista en su artículo 57, en la forma y condiciones dispuestas en ella.

TÍTULO II

DE LOS DEBERES DEL ESTADO

Artículo 6.- Deberes generales del Estado. Es deber del Estado asegurar el desarrollo personal, la vida independiente, la autonomía y la igualdad de oportunidades de las personas con trastorno del espectro autista, a través de las acciones que señala el artículo 7 y de las demás medidas establecidas en la ley.

El Estado deberá asegurar a dichas personas el pleno goce y ejercicio de sus derechos en condiciones de igualdad con las demás. En especial, asegurará su inclusión social y educativa, con el objeto de disminuir y eliminar las barreras para el aprendizaje, la participación y la socialización. En tal sentido, impulsará las medidas que sean necesarias para asegurar el cumplimiento de lo señalado precedentemente.

Asimismo, el Estado adoptará las medidas necesarias para prevenir y sancionar la violencia, el abuso y la discriminación en contra de dichas personas. Lo dispuesto en el presente Título se realizará de acuerdo con las atribuciones, los medios y los recursos disponibles por los servicios involucrados.

Artículo 7.- Abordaje integral del trastorno del espectro autista. El Estado realizará un abordaje integral del trastorno del espectro autista, y considerará el desarrollo de las siguientes acciones:

a) Impulsar la investigación científica sobre el trastorno y velar por la efectiva divulgación de sus resultados.

b) Realizar campañas de concientización sobre el trastorno, en el ejercicio de las funciones de información y difusión que por ley correspondan a cada repartición pública con competencia en la materia.

c) Fomentar la detección temprana.

d) Velar por la provisión de servicios de apoyo que puedan ser requeridos por las personas con trastorno del espectro autista, según el grado de dependencia y a lo largo de todo su ciclo vital, para realizar las actividades de la vida diaria o participar en el entorno social, económico, laboral, educacional, cultural o político, todo ello, en condiciones de mayor autonomía funcional.

e) Incorporar el trastorno del espectro autista en encuestas o estudios poblacionales pertinentes con el objeto de conocer su prevalencia en los diferentes territorios del país y las principales características de esta población. Su incorporación procederá en los casos que sea compatible con la metodología a utilizar para la recolección y procesamiento de información.

f) Impulsar medidas orientadas por el principio de accesibilidad universal en el ejercicio del derecho de acceso a la información. Para ello, se adoptarán progresivamente mecanismos y formatos para hacer la información accesible a las personas con trastorno del espectro autista de la forma más autónoma y natural posible, en el marco de las atribuciones y recursos que contemple la legislación vigente.

g) Promover el ejercicio, sin discriminación, de los derechos sexuales y reproductivos de dichas personas.

h) Fomentar la capacitación, perfeccionamiento y desarrollo de protocolos de actuación de las funcionarias y funcionarios públicos, en especial de quienes se desempeñan en las áreas de salud, educación, justicia, trabajo, fuerzas de orden y seguridad pública y que brindan atención al público, en materias relativas al trastorno del espectro autista, con perspectiva de género y de derechos humanos.

i) Velar por que los cuidados otorgados a personas con trastorno del espectro autista que así lo requieran, por encontrarse en situación de dependencia, de acuerdo con la letra e) del artículo 6 de la ley N° 20.422, respeten su desarrollo personal y resguarden su autonomía y el derecho a vivir una vida independiente.

Artículo 8.– Herramientas de comunicación aumentativa alternativa para niñas y niños. El Ministerio de Desarrollo Social y Familia, a través del subsistema Chile Crece Contigo, pondrá a disposición herramientas de comunicación aumentativa alternativa destinadas a facilitar la comunicación y aprendizaje de niñas y niños de 0 a 9 años con trastorno del espectro autista.

Para el cumplimiento de lo establecido en el inciso anterior, podrá suscribir convenios con municipalidades y con otros órganos de la Administración del Estado o con entidades privadas.

TÍTULO III

DE LA ATENCIÓN EN SALUD A LAS PERSONAS CON TRASTORNO DEL ESPECTRO AUTISTA

Artículo 9.- Derechos de las personas con trastorno del espectro autista en la atención en salud. Las personas con trastorno del espectro autista gozarán de los derechos consagrados en la ley N° 20.584, que regula los derechos y deberes que tienen las personas en relación con acciones vinculadas a su atención de salud, y en la ley N° 21.331, del reconocimiento y protección de los derechos de las personas en la atención de salud mental, que le fueran aplicables.

La Superintendencia de Salud, a través de su Intendencia de Prestadores de Salud fiscalizará, de oficio o a petición de parte, el cumplimiento de las normas de este Título, de conformidad con lo establecido en las leyes señaladas en el inciso anterior.

Artículo 10.– Atención de salud pertinente a las necesidades. Las personas con trastorno del espectro autista tienen derecho a una atención de salud pertinente a sus necesidades, desde una perspectiva de derechos humanos, conforme a la normativa vigente, lo que incluye la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad y los tratados internacionales suscritos por Chile en la materia y que se encuentren vigentes.

Artículo 11.– Tamizaje del trastorno del espectro autista en salud. El Ministerio de Salud desarrollará y promoverá el acceso a tamizaje o detección de señales de alerta de trastorno del espectro autista dentro de las prestaciones de salud de niños, niñas y adolescentes incluidas en el Plan de Salud Familiar, financiadas año a año mediante el decreto al que se refiere el artículo 49 de la ley N° 19.378, que establece el estatuto de atención primaria de salud municipal.

Artículo 12.- Derivación de casos con sospecha de trastorno del espectro autista por establecimientos educacionales. El Ministerio de Salud, previa consulta al Ministerio de Educación, elaborará un protocolo en virtud del cual los establecimientos educacionales derivarán a niños, niñas y adolescentes con sospecha de trastorno del espectro autista al establecimiento de salud correspondiente para el proceso de diagnóstico. Este protocolo deberá incluir los criterios para que proceda la derivación.

Artículo 13.– Proceso de diagnóstico de las personas con trastorno del espectro autista. El Estado deberá desarrollar y promover el acceso a un proceso de diagnóstico del trastorno del espectro autista que sea temprano, oportuno, interdisciplinario, sin discriminación por edad y desde una perspectiva interseccional.

Artículo 14.– Atenciones específicas de salud de las personas con trastorno del espectro autista. El Estado deberá promover el acceso a atenciones de salud específicas de acuerdo con las necesidades, de manera oportuna, interdisciplinaria y durante todo el curso de vida, de acuerdo con sus atribuciones, medios y los recursos que contemple anualmente la Ley de Presupuestos del Sector Público. A estas atenciones podrán acceder tanto las personas en proceso de confirmación diagnóstica de trastorno del espectro autista como aquellas debidamente diagnosticadas.

El personal de salud deberá informar a la persona con trastorno del espectro autista y, según corresponda, a su cuidador o cuidadora, de su derecho a solicitar voluntariamente la calificación y certificación de discapacidad, en los términos dispuestos en la ley N° 20.422, que establece normas sobre igualdad de oportunidades e inclusión social de personas con discapacidad, y sus respectivos reglamentos.

El personal de salud tratante deberá mantener actualizados los instrumentos para la calificación de discapacidad y entregar la información en ellos contenida en los casos, formas y condiciones que indica la ley N° 20.584, que regula los derechos y deberes que tienen las personas en relación con acciones vinculadas a su atención de salud.

Artículo 15.- Derecho al acompañamiento de las personas con trastorno del espectro autista. Las personas con trastorno del espectro autista, cualquiera sea su edad, que sean hospitalizadas o sometidas a prestaciones ambulatorias, tendrán el derecho a ser acompañadas por familiares, cuidadores o cuidadoras, o personas significativas cuyo número sea suficiente para la adecuada atención de salud, en los términos señalados por el artículo 6 de la ley N° 20.584, que regula los derechos y deberes que tienen las personas en relación con acciones vinculadas a su atención en salud.

Artículo 16.– Capacitación de los profesionales de la salud. Los equipos de salud que participan en la detección, el diagnóstico y las atenciones de las personas con trastorno del espectro autista deberán estar debidamente capacitados y someterse a procesos de perfeccionamiento continuo, de conformidad con los lineamientos y orientaciones dictados por el Ministerio de Salud.

Artículo 17.- Protocolos, normas técnicas y reglamentos. El Ministerio de Salud dictará los protocolos, las normas técnicas y los reglamentos para el debido cumplimiento de los derechos que otorga y reconoce el presente Título conforme lo dispone el artículo 4 del decreto con fuerza de ley N° 1, de 2006, del Ministerio de Salud, que fija el texto refundido, coordinado y sistematizado del decreto ley N° 2.763, de 1979 y de las leyes N° 18.933 y N° 18.469.

TÍTULO IV

DE LOS DERECHOS DE LOS NIÑOS, NIÑAS, ADOLESCENTES Y PERSONAS ADULTAS CON TRASTORNO DEL ESPECTRO AUTISTA EN EL ÁMBITO EDUCACIONAL

Artículo 18.- Sistema educativo. Es deber del Estado asegurar a todos los niños, niñas, adolescentes y personas adultas una educación inclusiva de calidad y promover que se generen las condiciones necesarias para el acceso, participación, permanencia y progreso de los y las estudiantes, según sea su interés superior.

Esto implica que el Estado resguardará que los niños, niñas, adolescentes y personas adultas con trastorno del espectro autista accedan sin discriminación arbitraria a los establecimientos públicos y privados del sistema educativo.

Los establecimientos educacionales velarán por el desarrollo de comunidades educativas inclusivas. Asimismo, efectuarán los ajustes necesarios en sus reglamentos y procedimientos internos, que consideren la diversidad de sus estudiantes y permitan el abordaje de desregulaciones emocionales y conductuales.

Lo anterior se realizará conforme a lo establecido en los artículos 3 y 4 del decreto con fuerza de ley N° 2, de 2010, del Ministerio de Educación, que fija el texto refundido, coordinado y sistematizado de la ley N° 20.370 con las normas no derogadas del decreto con fuerza de ley N° 1, de 2005.

Las instituciones de educación no formal promoverán medidas para la participación e inclusión de personas con trastorno del espectro autista, y establecerán políticas y procedimientos con enfoque de derechos e inclusión en todos sus niveles.

Artículo 19.- Formación y acompañamiento. El Ministerio de Educación desarrollará acciones formativas destinadas a profesionales y asistentes de la educación, que les permitan adquirir herramientas para apoyar a las personas con trastorno del espectro autista, que faciliten su inclusión y el acompañamiento en la trayectoria educativa. Estas acciones se desarrollarán de conformidad a lo señalado en el artículo 12 ter del decreto con fuerza de ley N° 1, de 1997, del Ministerio de Educación, que fija el texto refundido, coordinado y sistematizado de la ley N° 19.070, que aprobó el Estatuto de los Profesionales de la Educación, y de las leyes que la complementan y modifican. Asimismo, podrá desarrollar las referidas acciones a través de convenios que suscriban con instituciones públicas o privadas sin fines de lucro.

En la ejecución de estas acciones, dicho Ministerio deberá incluir todos los niveles y modalidades educativas, y considerará especialmente las condiciones particulares de los establecimientos rurales y la modalidad de educación de personas jóvenes y adultas.

Asimismo, el Ministerio desarrollará acciones permanentes de acompañamiento a la gestión educativa de los establecimientos para la atención a la diversidad y la atención de personas con trastorno del espectro autista, en el marco de la implementación y actualización de proyectos educativos inclusivos.

Artículo 20.- Deberes de los establecimientos educacionales. Los establecimientos educacionales tienen el deber de proveer espacios educativos inclusivos, sin violencia y sin discriminación para las personas con trastorno del espectro autista, y garantizarán la ejecución de las medidas para la adecuada formación de sus funcionarios, profesionales, técnicos y auxiliares, para la debida protección de la integridad física y psíquica de aquellas personas.

Artículo 21.– Educación superior. Sin perjuicio de lo establecido en el literal e) del artículo 2 de la ley N° 21.091, sobre Educación Superior, las instituciones de educación superior velarán por la existencia de ambientes inclusivos, lo que incluye realizar los ajustes necesarios para que las personas con trastorno del espectro autista cuenten con mecanismos que faciliten el desarrollo de todo el proceso formativo, es decir, su ingreso, formación, participación, permanencia y egreso.

TÍTULO V

DISPOSICIONES FINALES

Artículo 22.- Deber de información. En el mes de marzo de cada año se dará cuenta del estado de avance de la implementación de la presente ley a las Comisiones técnicas de la Cámara de Diputados y del Senado, en sesión conjunta. Las Secretarías Generales de ambas Cámaras determinarán cuáles serán dichas Comisiones.

Artículo 23.- Derechos de las personas con trastorno del espectro autista en los procedimientos judiciales. En los procedimientos judiciales se velará por que las personas con trastorno del espectro autista sean debidamente tratadas. Ellas tendrán que ser escuchadas, se les entregará la información mediante un lenguaje claro y de fácil entendimiento, y podrán utilizar señaléticas, apoyos visuales o pictogramas, en caso de ser necesario.

Artículo 24.- Difusión de derechos de las personas con trastorno del espectro autista. En los establecimientos de salud, educacionales, bancarios y en todos aquellos que sean de amplia concurrencia se deberá contar con carteles u otros formatos de comunicación en los cuales se señale que las personas con trastorno del espectro autista deben recibir un trato digno y respetuoso en todo momento y en cualquier circunstancia, y que respecto de ellas debe adoptarse un lenguaje claro y sencillo en las atenciones que se les brinden.

Artículo 25.- Agrégase en el Código del Trabajo el siguiente artículo 66 quinquies:

«Artículo 66 quinquies.- Los trabajadores dependientes regidos por el Código del Trabajo, aquellos regidos por la ley Nº 18.834, sobre Estatuto Administrativo, cuyo texto refundido, coordinado y sistematizado fue fijado por el decreto con fuerza de ley N° 29, de 2004, del Ministerio de Hacienda y por la ley N° 18.883, que aprueba Estatuto Administrativo para Funcionarios Municipales, que sean padres, madres o tutores legales de menores de edad debidamente diagnosticados con trastorno del espectro autista, estarán facultados para acudir a emergencias respecto a su integridad en los establecimientos educacionales en los cuales cursen su enseñanza parvularia, básica o media.

El tiempo que estos trabajadores destinen a la atención de estas emergencias será considerado como trabajado para todos los efectos legales. El empleador no podrá, en caso alguno, calificar esta salida como intempestiva e injustificada para configurar la causal de abandono de trabajo establecida en la letra a) del número 4 del artículo 160, o como fundamento de una investigación sumaria o de un sumario administrativo, en su caso.

El trabajador deberá dar aviso a la Inspección del Trabajo del territorio respectivo respecto a la circunstancia de tener un hijo, hija o menor bajo su tutela legal, diagnosticado con trastorno del espectro autista.”.

Disposiciones transitorias

Artículo primero.- Entrada en vigencia diferida de las disposiciones que señala. El inciso primero del artículo 6, el artículo 7, excepto su literal b), y los artículos 9, 13 y 14 entrarán en vigencia a contar del décimo segundo mes desde la publicación de la presente ley en el Diario Oficial.

Artículo segundo.- Financiamiento. El mayor gasto fiscal que irrogue la aplicación de esta ley, durante el primer año presupuestario de su entrada en vigencia, se financiará con cargo a la partida presupuestaria del Ministerio de Desarrollo Social y Familia y del Ministerio de Salud, según corresponda, y en lo que falte se financiará con cargo a los recursos de la partida presupuestaria Tesoro Público de la Ley de Presupuestos del Sector Público. En los años siguientes, se financiará con cargo a los recursos que anualmente contemple la Ley de Presupuestos correspondiente.

Artículo tercero.- Evaluación de incorporación a las Garantías Explícitas en Salud. El Ministerio de Salud evaluará la incorporación de las prestaciones de salud asociadas a la atención de las personas con trastorno del espectro autista al siguiente procedimiento de elaboración de las Garantías Explícitas en Salud que iniciará de conformidad a lo contemplado en el artículo 6 del decreto supremo N° 121, de 2005, del Ministerio de Salud, que aprueba el reglamento que establece normas para la elaboración y determinación de las Garantías Explícitas en Salud a que se refiere la ley N° 19.966.

En el mes de marzo de cada año el Ministerio de Salud dará cuenta del estado de avance de lo regulado en el inciso anterior a las Comisiones de Salud de la Cámara de Diputados y del Senado, en sesión conjunta.

Artículo cuarto.- Implementación de medidas relativas a los deberes del Estado que indica. En relación con el deber del Estado al que se refiere el literal e) del artículo 7, durante el año 2023, el Ministerio de Salud incorporará en el diseño del primer Estudio Nacional de Salud Infantil (ENSI) un ítem que permitirá estimar la prevalencia de trastorno del espectro autista en la población de 0 a 14 años, 11 meses y 29 días.

Respecto al deber del Estado establecido en el artículo 11, transcurridos tres meses desde la publicación de esta ley, el Ministerio de Salud, a través de los establecimientos de atención primaria de salud, realizará dentro de las acciones relativas a la Supervisión de Salud Integral de niños y niñas un proceso de detección del trastorno del espectro autista de quienes se encuentren entre los 16 y 30 meses de edad, de conformidad al marco legal y disposiciones sanitarias vigentes.

Transcurridos seis meses desde la publicación de esta ley, el Ministerio de Salud, a través de los establecimientos de atención primaria de salud, realizará dentro de las acciones relativas a la Supervisión de Salud Integral de niños y niñas, un proceso de detección del trastorno del espectro autista de quienes se encuentren entre los 30 y los 59 meses de edad, de conformidad al marco legal y disposiciones sanitarias vigentes.

En cuanto al deber del Estado al que alude el artículo 14, al vigésimo cuarto mes desde la publicación de la ley se dispondrá de, a lo menos, una sala por Servicio de Salud, donde se realizarán el proceso de diagnóstico y la atención integral para niños, niñas y adolescentes con trastorno del espectro autista.

Respecto de la potestad del Ministerio de Salud aludida en el artículo 17, dentro del plazo de 12 meses desde la publicación de la ley, dicha Cartera de Estado elaborará los protocolos que se refieran a la detección, diagnóstico y abordaje integral del trastorno del espectro autista con enfoque de curso de vida, proceso que deberá ajustarse a lo dispuesto en la ley N° 20.500, sobre asociaciones y participación ciudadana en la gestión pública.”.

Hago presente a V.E. que esta iniciativa de ley tuvo su origen en dos mociones refundidas; la primera, correspondiente al boletín N°14.310-35, de las diputadas Carolina Marzán Pinto, Catalina Del Real Mihovilovic, Claudia Mix Jiménez y Francesca Muñoz González, de los diputados Sergio Bobadilla Muñoz y Eduardo Durán Salinas, de las exdiputadas Sandra Amar Mancilla y Nora Cuevas Contreras y del exdiputado Luis Rocafull López; la segunda, correspondiente al boletín N°14.549-35, del exdiputado Sergio Gahona Salazar, de las diputadas Karol Cariola Oliva y Ximena Ossandón Irarrázaval; del diputado Renzo Trisotti Martínez; de la exdiputada Maya Fernández Allende y del exdiputado Jorge Sabag Villalobos.

Dios guarde a V.E.

CARLOS BIANCHI CHELECH

Presidente en ejercicio de la Cámara de Diputados

MIGUEL LANDEROS PERKIĆ

Secretario General de la Cámara de Diputados

 

FUENTE, DESCARGA EL DOCUMENTO OFICIAL: https://saludresponde.minsal.cl/ley-tea/


Post-de-Instagram-Plan-Medico-Profesional-Turquesa-Azul-Gris.png

Tenemos INFORMACIÓN 💡

¿Por qué los niños y niña con TEA, o con sospecha de TEA, generalmente son derivados a la «dupla» Fonoaudiología y Terapia Ocupacional desde neurología?

🌻Cuando nos enfrentamos a una forma diferente o «diversidad» del neurodesarrollo, mientras más «temprano» empecemos con un proceso de terapia, los beneficios son mayores.
🌻 En la condición del TEA, los niños y sus familias se enfrentan a distintos desafíos y algunas etapas pueden tardar más en alcanzarse, por ejemplo, el desarrollo del lenguaje, la adaptación a distintos entornos, aprender sobre autocuidado, de participación social o de escolaridad. Adicionalmente, con alta frecuencia nos encontramos con alteraciones del procesamiento sensorial.
🌻Los Fonoaudiólogos y Terapeutas Ocupacionales generamos un equipo de trabajo en donde, si bien abordamos necesidades distintas, colaboramos en la creación de planes de apoyo, de hacer terapias complementarias y que se potencien entre sí.
🌻 Nuestra labor es generar un ambiente enriquecido para los niños, encontrar el equilibrio entre una actividad «divertida» pero que al mismo tiempo sea un recurso de aprendizaje. Además, es nuestro deber guiar a las familias en el proceso.
🌻Pero no podemos olvidar a los Psicólogos, Educadores Diferenciales, Psicopedagogos, tutores sombra, Kinesiólogos. El equipo terapéutico puede variar y complementarse según cada niño. La dupla Fono-TO no puede abordarlo todo, ¡Nosotros también debemos saber cuando derivar!😊
🌻Si tienes dudas, consultas o necesitas conversar, puedes dejarnos un comentario aquí abajo.

 

Escrito Por:
TO. Valentina Rojas


Comunicacion-infanti.jpeg

Seguimos informando✨
Compartiendo tips para estimular la comunicación infantil en el hogar en estas vacaciones ☀️ Revisa esta información detallada por nuestro equipo de Fonoaudiología para trabajar en casa!

  • En el hogar podemos generar oportunidades de interacción mediante situaciones cotidianas como a la hora de jugar, entregar alimentos, jugar en la piscina o a la hora de bañarse.
1) Coloca sus juguetes favoritos a su vista pero dificultando su alcance. ¡Así podemos favorecer que lo pida!
2) Entrega poco a poco algún elemento de su interés (un juguete de varias piezas, por ejemplo) y espera que te solicite más, o que te pida más piezas.
3) Prioriza actividades que requieran la acción de una persona para activarla, como por ejemplo, ¡Soplar burbujas! Puedes hacer burbujas junto a tu hijo o hija y tardar en soplar, o esperar que pida que soples más burbujas.
4) Durante la vida cotidiana, puedes ofrecer dos opciones y esperar su respuesta. «¿Quieres jugo o agua?», «¿Quieres este juguete, o este otro?». ¡Fácil y efectivo!
5) Un tip mas entretenido y desafiante: Comete «errores» a propósito en rutinas aprendidas, para que tu hijo te entregue comentarios al respecto. Por ejemplo, cambia el cepillo de dientes por una peineta, colócale un guante en su pie en vez de un calcetín, entrega el yogur con un tenedor en lugar de una cuchara. De a poco podemos promover muestras comunicativas si nos enfrentamos a diferentes desafíos.

Si pudiéramos resumirlo en un solo gran consejo: ¡Crea oportunidades y espera una respuesta!. Recuerda que tener paciencia es clave, y solo estamos proveyendo de oportunidades, y no obligando al niño/a a hablar a cambio de algo.

✅ De está manera podemos reforzar los objetivos planteados en nuestras terapias.
🌻 Si tienes dudas o necesitas más información contáctanos y conversemos al +56932242983 o en www.jugarycrecer.cl

Escrito por:
Fonoaudióloga Francesca Tamagnone
Revisado por:
Fonoaudióloga Mg. Daniela Barahona


WEB-1200x419.png

 ¿Qué es el Trastorno del Espectro Autista?

Partamos por lo básico…. TEA significa Trastorno del Espectro Autista. No es una enfermedad, por lo que no tiene cura. Pero, ¿Qué es? Es una variación del neurodesarrollo, que está presente a lo largo de todo el ciclo vital.

Según el DSM-V, los principales síntomas nucleares se encuentran en la Afectación Social (por dificultades en la comunicación y en la reciprocidad social) y en los Comportamientos Repetitivos o Restringidos. Estos pueden manifestarse por la forma particular del habla, la generación de patrones, rituales, o gustos muy intensos por algo en específico.

Las personas con TEA pueden requerir distintos tipos de apoyo a lo largo de su vida, pero eso no disminuye sus capacidades. Es nuestro deber crear una sociedad inclusiva, que promueva adecuados espacios de participación y de entrega de información sobre el autismo.

La detección temprana es crucial para maximizar el desarrollo oportuno del niño o la niña. Los primeros indicadores aparecen desde muy temprana edad ¡A veces incluso desde antes de los 18 meses!

Te comentamos cuales son algunos de los Signos de alerta para el diagnóstico de Autismo:
  • Baja respuesta al nombre
  • Sonrisa social disminuida
  • Pareciera no escuchar cuando le hablan
  • Retraso en la adquisición del lenguaje
  • Contacto visual inusual
  • Alteraciones del procesamiento sensorial

Mantenernos informados nos fortalece como comunidad. Entre todos eliminamos barreras.
¡Si te sirvió esta información, puedes compartirla en tus redes sociales!


¡Gracias por visitarnos!
Conócenos en Dr. Carlos Charlin 1529, Providencia. Cerca al metro Manuel Montt. ¡Agenda tu visita a info@jugarycrecer.cl!

Copyright by Centro Jugar y Crecer 2017. All rights reserved.